Gremialistas confirman otro paro el 25 de mayo

La Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT) ratificó este jueves 2 de mayo que los próximos feriados del 25 del corriente mes y el 20 de junio mantendrán las medidas de fuerza «si el Gobierno no toma nota de esta jornada de reclamo».

Tras el paro nacional del martes 30 de abril y el cese de actividades del transporte público durante la jornada del 1 de mayo, el secretario adjunto de la CATT Omar Maturano resaltó que fue una «medida inaugural e inédita» y resaltó que su gremio tiene un plan de lucha: “Se repetirá el 25 de mayo y todos los feriados si no escuchan nuestra voz”, anticipó. “Hoy demostramos que somos orgánicos y que defendemos los intereses de nuestros afiliados del sector nucleado en la CATT y esta es la primera medida de no prestación de servicio. Si el Gobierno no toma nota de esta jornada de reclamo, estas acciones se van a multiplicar en todos los feriados como el 25 de mayo, el 20 de junio, 9 de julio y sucesivos», insistió Maturano.

Además, detalló que “la no prestación de servicios” de ayer «se realizó de manera pacífica» y aclaró: “Nuestro objetivo no es entorpecer al público usuario en su desenvolvimiento cotidiano, sino que se reconozca un reclamo justo y que el Gobierno cambie su postura respecto de ganancias. Nos asiste la legalidad y el genuino reclamo”.

Al pedido se sumó el secretario general de CATT, Juan Carlos Schmid, quien calificó como “exitosa” la primera medida dispuesta de no prestar servicio el 1° de Mayo, en reclamo por la eliminación del impuesto a las ganancias y un aumento de emergencia para los jubilados. “La medida tuvo un acatamiento total en todos los modos del transporte, ferroviario, automotor, portuario y aeronáutico”, expresó Schmid.

“Un feriado nacional se paga doble y eso hace que uno ingrese en la categoría más alta del impuesto a las ganancias y el descuento no afecta sólo ese día, sino en el ingreso de todo el mes. Uno trabaja más para ganar menos, por eso le exigimos al Gobierno que revea esta política económica», argumentó Schmid.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here