Jorge Di Lello se refirió a un posible fraude electoral

El fiscal Jorge Di Lello, con competencia electoral, se metió en la polémica que surgió en torno al escrutinio provisorio de las próximas elecciones presidenciales al asegurar que «es absolutamente imposible que haya fraude». El conflicto se inició cuando el Gobierno propuso implementar este año un nuevo sistema por el cual los telegramas que se usan para el escrutinio provisorio sean escaneados y transmitidos directo desde las escuelas con el fin de agilizar los tiempos para tener el resultado electoral. El mismo comenzará a funcionar en las PASO del próximo domingo 11 de agosto.

Hasta ahora, los telegramas se escaneaban y mandan al centro de cómputos desde centros de transmisión del Correo Argentino en diferentes puntos del país. Eso generaba demoras en el traslado y posterior carga de los resultados electorales. En abril, la licitación de ese proceso quedó en manos de Smartmatic, a cargo del software que se usará para escanear los telegramas en las las 15 mil escuelas que se abrirán como centros de votación.

Tras los cuestionamientos a la empresa, Jorge Di Lello explicó que «el acto material del escrutinio no cambia» con esta nueva herramienta ya que «hay una acordada de la Cámara Nacional Electoral que reitera la vigencia del viejo mecanismo del recuento provisorio y el definitorio».

«Siempre hay discusión sobre la posibilidad de fraude. Lo que motiva la discusión es el cambio del software para acelerar los datos del escrutinio provisorio», señaló. En este sentido, el fiscal sostuvo que «es absolutamente imposible» que vaya a haber un error, intencional o no, en los resultados finales de los comicios.

«No le veo mucha pata al tema del fraude, al que le toca ser opositor le tiene temor a esas maniobras que no creo que sean viables para modificar un resultado», resaltó. Di Lello remarcó que la Justicia Electoral «tiene la participación de muchos» actores, por lo que «cualquier maniobra que intentara hacerse requiere un concurso virtualmente imposible».

Además, señaló que «el sistema de transmisión de datos puede servir más como un efecto psicológico que otra cosa», ya que se trata de «un dato que se esfuma con el paso de las horas». Las declaraciones de Di Lello se suman a las garantías que ofreció en marzo la Cámara Nacional Electoral luego de los cuestionamientos recibidos en la materia.

El Partido Justicialista emitió un comunicado el pasado viernes 5 de julio en el que indicó que tienen “fundadas sospechas para afirmar que el proceso electoral podría estar viciado de nulidad”. A través de su apoderado, Jorge Landau, pidió el apartamiento de la empresa Smartmatic, que está a cargo de ese operativo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here