Alicia Kirchner y Macri se mostraron juntos

Mauricio Macri se mostró hoy junto a Alicia Kirchner en su primera visita como Presidente a Santa Cruz, la provincia que desde hace décadas gobierna el kirchnerismo

El mandatario y la gobernadora recorrieron las obras de la represa hidroeléctrica Cóndor Cliff, ubicada a unos 130 kilómetros de la localidad santacruceña de El Calafate, que junto a La Barrancosa generarán energía para abastecer a más de 1.500.000 hogares.

«En las elecciones, uno va, debate sus ideas, sus propuestas. Pero al día siguiente, todos tenemos que estar tirando en la misma dirección. Y hoy hay muchas cosas que tenemos que resolver, muchas trabas», afirmó Macri.

Distendido y en tono cordial, en varias oportunidades Macri le habló directamente a Alicia y hasta en un momento bromeó: «La gobernadora tuvo la delicadeza de parar el viento para mi llegada, pero siempre hay mucho viento».

Además, la convocó a «acordar entre todos y apostar realmente a todo lo que podemos hacer». «Que realmente nos pongamos a trabajar para que ese futuro que tanto soñamos y merecemos se haga realidad lo antes posible. Pero solo se va a ser si cada uno pone su granito de arena», afirmó.

En otra parte de su discurso, Macri aseguró que su Gobierno llegó «para transformar la Argentina de raíz y para siempre». «Cuando digo nosotros somos millones de argentinos que decidimos mirar al largo pazo. Sabemos que cambios estructurales, cambios de verdad, no se hacen de un día para el otro», agregó.

Respecto a la represa, el Presidente aseguró que será «un antes y un después para la Patagonia y para la Argentina». «Después de Yacyretá y Salto Grande, va a ser la represa más grande del país. Va a producir energía para un millón y medio de personas, y energía renovable».

Antes de visitar a Alicia Kirchner, Macri visitó Tierra del Fuego

En el inicio de su gira por provincias patagónicas y gobernadas por peronistas, que marcó el comienzo de la actividad oficial plena luego de sus vacaciones, Macri visitó Tierra del Fuego y volvió a pedir por una “Justicia independiente que termine con la impunidad”.

El Presidente estuvo en la planta de tratamientos cloacales «Arroyo Grande», ubicada en la localidad de Ushuaia, antes de pasar por Chubut y Santa Cruz, en lo que será su primera visita como mandatario a la provincia gobernada por el kirchnerismo desde hace décadas.

Tal como viene ocurriendo con cada uno de los actos que realiza en los últimos tiempos, Macri resaltó que las obras “empiezan y se terminan en tiempo y forma” y de manera “transparente”.

“Esto tiene que ver con un cambio que hemos elegido, un cambio que necesitaba bases sólidas sobre las cuales poder crecer. Cuando uno tiene cimientos sólidos, uno puede construir, proyectar. Y esto lo estamos haciendo en conjunto, a partir de aprobar un Presupuesto serio, honesto, que termine con esto de gastar más de lo que tenemos. Eso lo único que hace es traer inflación o generarnos deudas”, resaltó.

En una muestra de cierto malestar con la Casa Rosada por medidas arancelarias del Gobierno que, entiende, perjudican la industria de la provincia, la gobernadora Rosana Bertone no estuvo en la isla para recibir a Macri, y envió a su vicegobernador, Juan Carlos Arcando.

Macri aseguró durante su discurso que “una base importante es fortalecer las instituciones, especialmente, tener una Justicia independiente que termine con la impunidad y dé tranquilidad a todos los argentinos”.

El Presidente también valoró la apuesta al turismo que, según afirmó, viene haciendo el Gobierno, y reiteró el pedido para “quitar trabas y obstáculos” a quienes quieren invertir.

Por último, una vez más, ratificó enérgicamente el rumbo del Gobierno: “Este es el camino, no hay otro, es por acá. Comenzando el año, hoy les digo a todos los argentinos, más convencido que nunca: es por acá. Por acá vamos al progreso, al trabajo digno para todos los argentinos”.

Tras esa visita, Macri se trasladó hasta la Base Naval Ushuaia (BNUS) desde donde, a través de videollamadas, dialogó con el personal destacado en la Base Orcadas y con la tripulación del rompehielos Almirante Irízar, que desarrolla la campaña antártica de verano 2019.

Una agenda cargada

La gira por la Patagonia marca el final de las largas vacaciones de Macri, que hoy lo reunió con Alicia Kirchner, que comenzaron el 22 de diciembre y que solo fueron interrumpidas con una breve visita a Bariloche y algunas reuniones en Villa La Angostura. El Presidente arribó a Ushuaia en la noche del domingo y se alojó en un hotel de lujo dentro de la reserva natural Cerro Alarken, a 5 kilómetros del centro.

Cerca de las 13, Macri llegó a El Calafate. donde se mostró con Alicia Kirchner. La reunión es un condimento fuerte de la visita y genera “ruidos” en la oposición provincial a los K. “Aquí nos pasamos denunciando la corrupción kirchnerista, y el Presidente se junta con Alicia. Es difícil de digerir», se sinceran fuentes santacruceñas de Cambiemos cuyo principal referente, el senador Eduardo Costa, tiene una relación tirante con la gobernadora.

En la noche seguirá rumbo a Puerto Madryn, donde se reunirá con el gobernador de Chubut, Mariano Arcioni, también de relación oscilante con la Rosada. El martes se verá allí con el vicegobernador de La Pampa, Mariano Fernández, recorrerá el Parque Eólico Chubut Norte y encabezará las «mesas» de pesca y de turismo con empresarios de esos sectores. Se especula que luego volaría directamente a Brasil para su reunión prevista el miércoles con el presidente Jair Bolsonaro.

Edgardo Marano

Deja un comentario