El surgimiento de una oposición partidaria

El pasado domingo se celebraron elecciones para elegir gobernador en la provincia de Mendoza.

El resultado no generó grandes sorpresas, pero sí consolidó un nuevo operador y un nuevo aire partidario.

La Unión Cívica Radical se posiciona como un Partido Político Tradicional en boga de la puja de poder por ocupar el rol principal de oposición, que representará el foco de atención luego del 27 de octubre si es que se confirma la radicalización de un nuevo oficialismo de tinte peronista a nivel nacional.

Por otro lado, el nuevo operador político de este “nuevo aire” en la UCR es el estratega radical Alfredo Cornejo, quien dio su bendición al candidato electo Suarez, para que sea instituido como flamante gobernador provincial.

Peronistas y Radicales parecen ser el centro de la escena, aunque creo sinceramente que la UCR es parte del Oficialismo Nacional, aunque su estrategia electoralista pase por negarlo u ocultarlo apretando dientes.

Digamos que es una jugada “Lousteauniana” siendo aparente opositor y en la actualidad candidato a primer senador nacional por Juntos por el Cambio.

Hasta lo que todos conocíamos la UCR fue el puntapié histórico de la llegada del Ingeniero Mauricio Macri al Gobierno y parte integrante de la Coalición Cambiemos.

En definitiva, los diseñadores de la vigencia radical, lejos de compartir los lemas del PRO lo único que persiguieron es sostener su territorialidad.

Parecen muertos pero fuerzas no les faltan y esa ha sido la muestra que dio la UCR en la victoria electoral en Mendoza.

Al grito de ¡no queremos populismo! el flamante gobernador arengaba a
la militancia tradicionalista que lo acompañaba.

Es importante entender, que la oposición ya está escudriñando estrategias de cómo posicionarse de cara a octubre.

Con un núcleo duro del 30% es dable destacar que al igual que la actual Senadora Cristina Fernández en el año 2015, Mauricio Macri se constituye en el principal actor opositor.

Claramente es destacable el triunfo de la UCR.

Veremos en adelante como se relacionarán con un potencial presidente que parece tener entre sus virtudes aparentes una clara vocación al dialogo, pero esencialmente al federalismo.

En la situación en que deja el país la coalición Cambiemos, y las características responsables del Candidato Fernández, será reto difícil oponer una oposición responsable.

Sergio Rodríguez
Abogado, especialista en Relaciones Individuales del Trabajo, recibido en la Universidad de Buenos Aires. Docente universitario y escritor doctrinal de varias editoriales jurídicas del país. Se desempeña como abogado en el Estudio Jurídico Leguizamon-Rodríguez.

Deja un comentario