La Cámpora se quedó con el Correo Argentino

El Gobierno designó a Vanesa Piesciorovski como presidenta del directorio del Correo Argentino, en reemplazo de Luis Freixas Pinto. La poderosa dirigente de La Cámpora ya ocupó la vicepresidencia durante la gestión de Cristina Kirchner (en esa etapa fue denunciada por haber fraguado datos en las elecciones de 2015), cuando su titular era un hombre de Amado Boudou, pero era Piesciorovski quien manejaba el poder y tomaba las decisiones en el Correo.

Luego de un mes de arduas negociaciones al interior del Gobierno, la agrupación que comanda Máximo Kirchner logró quedarse con la mayor empresa postal del país. De este modo, el cristinismo sigue ocupando empresas y organismos con cajas poderosas y gran capilaridad territorial, como el PAMI, Aerolíneas Argentinas, ANSES y el Correo, entre otros.

Es que el Correo tiene un presupuesto que ronda los $ 9.000 millones, emplea a 15.000 trabajadores y tiene 1.500 sucursales en todo el país. Además se encarga de toda la logística en las elecciones y de contratar a la empresa que realiza el escrutinio provisorio, donde el año pasado fue muy cuestionada Smartmatic por el kirchnerismo.

Así como se produjo el regreso de Piesciorovski al Correo, también retornó Camilo Baldini, quien fue director general en la gestión de Cristina Kirchner, y ahora será su nuevo CEO.

Pero La Cámpora tuvo que ceder la vicepresidencia a Mónica Litza, dirigente de Avellaneda que responde a Sergio Massa y protagonizó una comentada renuncia en los últimos días. Es que había asumido como secretaria de Empleo, en el Ministerio de Trabajo, donde llegó a presentarse como una de las dos virtuales viceministras de Claudio Moroni, pero duró poco más de dos semanas en ese cargo.

El tercer lugar del directorio, que ya fue comunicado por el Correo, quedó en manos de Horacio Pacheco. Esa designación fue pedida por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, en cuya área está el Correo.

Uno de los principales conflictos que tendrá la nueva gestión será la competencia con OCA, el mayor correo privado del país, que está en una quiebra con operación, pero que sigue respondiendo a Hugo Moyano. Es que allí Camioneros tiene 6.000 afiliados -es la empresa con más afiliados al gremio-, pero el macrismo le sacó clientes, como por ejemplo, el servicio de paquetería de Mercado Libre.

La demora en designar las autoridades del Correo Argentino contrasta con el nombramiento del titular de Aerolíneas Argentinas y Austral, Pablo Ceriani, quien asumió hace casi un mes y encaró un profundo cambio en la gestión de la empresa estatal.

Pichetto, contra la Policía de la provincia de Buenos Aires y La Cámpora

Miguel Ángel Pichetto, el Auditor General de la Nación, excandidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio y exsenador, dijo que la Argentina está viviendo un proceso oscuro, “sin destino, sin esperanza, con mensajes de muerte”. En su análisis apuntó la rigidez del aislamiento social, preventivo y obligatorio decretado por el presidente, cargó contra epidemiólogos asesores del gobierno nacional y alertó sobre el desarrollo de futuros comicios con un recuerdo de la última elección.

La manera de cuidar los comicios no es como lo hicimos en las primarias en la provincia de Buenos Aires. Juntos por el Cambio tiene que hacer una autocrítica: debimos fiscalizar mejor en las elecciones. Nos pasaron por arriba y hasta la policía jugaba por el Frente de Todos. Requiere voluntad, compromiso, levantarse a las seis de la mañana. La policía tiene que ser neutra: jugó fuertísimo controlando las escuelas. La Bonaerense fue aliada de La Cámpora”, declaró en diálogo con el programa Ahora Dicen que se emite en Futurock.

Cuando cuestionó la decisión de imponer un régimen de confinamiento, confrontó con Pedro Cahn, integrante del equipo de epidemiólogos asesores de Alberto Fernández. No lo nombró pero hizo referencia a una de sus últimas declaraciones. Cahn había dicho en declaraciones a TN que “cada uno tiene que convertirse en custodio de las libertades que se van obteniendo”. Pichetto ironizó: “Un epidemiólogo conocido ahora habla de custodiar las libertades obtenidas, es interesante porque fue quien nos mandó a prisión preventiva domiciliaria por seis meses”.

El Auditor General de la Nación también se manifestó en relación al texto que firmó y difundió el expresidente Mauricio Macri, su antiguo compañero de fórmula. “Representa una visión de país, institucional, republicana, una mirada al mundo. Me parece bien que aparezca con este tipo de reflexiones y pensamientos, sin agraviar, sin ofender, planteando una postura. Me pareció bueno el documento”, interpretó.

Cuando le preguntaron por el sentido oportuno de su aparición, luego de un duro discurso de Horacio Rodríguez Larreta que lo posiciona como faro de la oposición y lo viste de “presidenciable”, Pichetto respondió: “Faltan tres años para las elecciones, me parece un error hablar ahora de candidaturas. Incluso lo afecta a Larreta, que es un activo importante de Juntos por el Cambio. Macri tiene 28 puntos duros, sacó 41 puntos en la última elección, es un sujeto activo importante. Larreta es una figura emergente con una gran capacidad de gestión, creo que digo cosas importantes de él”.

La carta del expresidente reavivó la interna de Juntos por el Cambio. En el seno de la coalición hubo diferentes análisis sobre su contenido: hubo quienes lo respaldaron y quienes criticaron su columna de opinión con dureza acusándolo de querer recuperar la centralidad del espacio político que en los últimos días lideró Horacio Rodríguez Larreta. “Es una pavada la diferencia entre duros y blandos en Juntos por el Cambio. Hemos mantenido la unidad. Hay que construir un proyecto de poder político y tratar de contener a los sectores que hoy lo integran y sumar otros sectores que pueden venir con una mirada más de centroizquierda”, pidió.

En relación a algunos mensajes de reivindicación de la última dictadura militar que aparecieron en la última marcha contra el gobierno nacional, el excandidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio dijo no estar de acuerdo con esas posiciones extremas. “Veo algunas visiones radicalizadas -analizó-. Son muy peligrosas esas estructuras que reportan al Papa. Grabois, el Chino Navarro, esa estructura de movimientos sociales que toman tierra, que violentan derechos de propiedad. La ocupación de tierras y la liberación de presos peligrosos son parte de un esquema complejo y peligroso para las instituciones, la libertad y la democracia”.

Giselle Tkaczuk

Deja un comentario