Mazzarello realizó una denuncia después de la muerte de su padre

Este domingo, Marcelo Mazzarello (55) publicó un fuerte mensaje en su cuenta de Twitter al revelar que su padre falleció en las últimas horas tras permanecer internado en una clínica privada durante la cuarentena.

En detalle, el reconocido actor Marcelo Mazzarello realizó una grave denuncia sobre el manejo del sistema de salud en plena pandemia por coronavirus COVID-19 y aseguró que en el país se está viviendo una «dictadura sanitaria».

«Mi viejo murió en mi casa hace dos dias. De la clínica salió deshidratado, desnutrido y sobremedicado», comenzó diciendo.

​Y completó, en ese mismo mensaje: «La pandemia se volvió una excusa para abandonar pacientes que no tengan COVID. Son los muertos que no figuran en las estadísticas. Son los muertos de la dictadura sanitaria».

Marcelo Mazzarello detalló cómo fueron los últimos días de vida de su padre, explicó por qué decidió sacarlo de la clínica en la que lo habían internado y apuntó contra la dirigencia política.

«Mi viejo tuvo un accidente doméstico, un golpe en la cabeza que le produjo un hematoma subdural por el que entró en coma y estuvo 18 días dormido. Cuando despertó, fue derivado a una clínica de cuidados progresivos por su obra social y en esa clínica yo me ocupé personalmente de ir todos los días y empezar a trabajar en su recuperación», explicó Mazzarello.

Y continuó detallando: «Él había quedado postrado con secuelas que no eran permanentes. Tenía una escara sacra, una traqueotomía y era alimentado por sonda nasogástrica… Pero cuando empezó la pandemia no me dejaron entrar más a verlo».

Entonces, siempre según el relato del actor, él ya no pudo ocuparse de la rehabilitación de su padre. En tanto, tampoco le permitieron contactarse más con él salvo alguna que otra esporádica llamada por teléfono.

«Empecé a ver su deterioro vía telefónica. Insistí en verlo e intenté poner un recurso de amparo (para visitarlo) pero no existe Justicia porque estaban cerrados los tribunales. Se volvió un rehén de esta situación y siguió deteriorándose. La sonda se tapaba y la escara sacra había empeorado pero eso no me lo decían», describió enojado.

«Él había empezado a comer y un día logré meterme para llevarle una sopa. Ahí decidí sacarlo. Eso fue hace cinco días. Lo traje a mi casa en el estado que describo en el tuit (deshidratado, desnutrido y sobremedicado)», aseguró al respecto.

Entonces, Marcelo Mazzarello no quiso hacer «ninguna acción» porque consideraba que lo más importante era la salud de su padre e intentar salvarlo de esa situación en la que se encontraba. «Mi padre iba a morir de todas maneras pero la forma podría haber sido otra», opinó.

«Cuando él falleció y uno tiene que ir al cementerio tampoco te dejan despedirte entonces mi tuit es para llamar la atención sobre todas estas cosas. A partir de ese mensaje mucha gente me contó situaciones similares», dijo en otro momento de la charla.

Y apuntó: «Considero que esta situación es una dictadura sanitaria porque hay empresas médicas que se están beneficiando. Están cobrando cuotas y no están prestando servicios. No digo que sea generalizado pero hay casos así y uno no tiene forma de defenderse de eso».

Finalmente, Mazzarello dijo que habla de «dictadura» porque «está cerrado el Congreso y no hay Justicia». Entonces, «el ciudadano no tiene manera de defenderse».

«Hay una generación de gente grande que no puede ver a sus hijos, no podés ver a tus enfermos ni acompañar la muerte de tus seres queridos. Mientras tanto vemos una clase dirigente que puede seguir viajando o juntándose, programas de televisión tanto de periodismo como de show que se pueden seguir haciendo entonces creo que (la cuarentena) es para algunos sí y para otros no», cerró Marcelo Mazzarello enojado.

Giselle Tkaczuk

Deja un comentario