Patricia Bullrich volvió a criticar la reducción de custodios de Macri

Patricia Bullrich volvió a reclamarle al Gobierno Nacional por la reducción en la cantidad de custodios que tiene asignados Mauricio Macri. La exministra de Seguridad le exigió al presidente Alberto Fernández que “esté a la altura” y que “no haga política barata contra la oposición”.

El 19 de noviembre pasado, Patricia Bullrich le mandó una carta a Sabina Frederic quejándose por cambios “imprevistos e inexplicados” en la custodia de Macri. “Parece que la intención es exponerlo a él y su familia y dejarlos indefensos ante situaciones de inseguridad”, había opinado.

En aquella oportunidad Patricia Bullrich denunció “cambios constantes en el personal y en los vehículos” del personal asignado al expresidente y mencionó que en una oportunidad Juliana Awada “se quedó sin protección sin aviso durante un almuerzo” y que “en abril se nos pidió devolver dos vehículos blindados con la promesa de ser devueltos, algo que todavía no ocurrió”. También le comunicó a la ministra de Seguridad que la familia Macri había “sufrido episodios sospechosos”.

Según allegados al expresidente, Macri tenía asignados al comienzo del gobierno de Fernández 35 custodias y 4 vehículos blindados. En 2016, durante el gobierno de Cambiemos, Cristina Kirchner tenía 90 custodias y 10 vehículos blindados.

Los problemas, de acuerdo con esas fuentes, comenzaron en marzo pasado, cuando al expresidente le retiraron sorpresivamente la mitad de su custodia y, ante las quejas, le devolvieron casi la totalidad que tenía: Nunca repusieron a tres expertos en explosivos.

En marzo incluso le retiraron una camioneta Toyota blindada y en julio le dieron una sin blindar. Así, el macrismo lo atribuyó a una decisión política del Gobierno.

Este martes, Bullrich volvió a exigirle al Gobierno por la seguridad del exmandatario. En un tuit dirigido a Alberto Fernández, la titular del PRO denunció que el presidente “lo sabía”. “Esperaron a que Mauricio Macri se subiera a un avión para quitarle parte de la custodia y encima sancionaron a los efectivos por no entregar un vehículo asignado a su custodia”, publicó.

Hasta el momento se desconoce si el exmandatario sufrió algún cambio en el personal de seguridad que tiene asignado. No obstante, Bullrich le pidió a Alberto Fernández que “esté a la altura” y que “no haga política barata contra la oposición”.

El primer reclamo de la exministra de Seguridad ocurrió a la semana de un incidente sucedido cerca de la casa del exmandatario. Un artefacto estalló dentro de un contenedor de basura sobre la calle José C. Paz al 300, a media cuadra de la vivienda de Macri, en la localidad bonaerense de Acassuso. El contenedor comenzó a prenderse fuego y a los pocos segundos ocurrió la detonación. Afortunadamente, no hubo heridos.

La brigada de explosivos de la Policía Federal hizo peritajes en el lugar para determinar lo ocurrido y en el caso intervino el Juzgado Federal N°2 de San Isidro, a cargo del juez Lino Mirabelli, quien ordenó la revisión de las cámaras de seguridad de la cuadra para intentar identificar a los sospechosos.

El primer informe pericial explicó que en el contenedor no se encontraron artefactos explosivos, sino “latas de laca y de thinner -son envases de, por ejemplo, aguarrás-”. Un investigador detalló en aquella oportunidad que “ambos elementos son inflamables y pueden haber explotado porque alguien lo provocó”.

Otro caso que involucra a Macri ocurrió a fines de septiembre. Él y su familia fueron hostigados durante varias cuadras por cinco personas que iban en una camioneta 4×4 en Don Torcuato, cuando el expresidente viajaba desde la quinta Los Abrojos, en el partido de Malvinas Argentinas, hacia su casa en Acassuso.

Edgardo Marano

Deja un comentario