Uruguay reconoce que puede haber entrado dinero K por los puertos

Por aire y por mar. En avión o en barco. O caminando. Por varias vías pudo entrar al Uruguay el dinero argentino producto de corrupción, para una operación de «lavado», «blanqueo» o «fuga». El Director Nacional de Aduanas, Enrique Canon, reconoció que no hay controles permanentes en puertos sobre el Río Uruguay, que no hay personal fijo en puestos de ingreso al país, y que el dinero pudo llegar por vías diversas.

Dijo que esto no es algo que pase en Uruguay, sino que los controles son de diversa forma pero nunca son totales.

La justicia uruguaya investiga el rastro de empresas argentinos que están prófugos por su vínculo con el caso de «los cuadernos de las coimas», mientras mantiene retenido una embarcación que está en el Puerto de Piriápolis y que se tiene como propiedad de Carlos Ferrari. Los allanamientos fueron en una casa de verano de Piriápolis y un edificio de apartamentos de Punta del Este, mientras que el yate «Génesis I», atracado en el Puerto de Piriápolis, quedó con orden de restricción, por lo que no se puede mover de ahí y permanece con custodia.

Sobre el posible ingreso de dinero argentino de corrupción en gobiernos del kirchnerismo, el Director de Aduanas dijo que «puede haber pasado que hayan entrado» con billetes pero que «si eso pasó, no lo usaron en el mercado uruguayo».

Canon agregó: «en el caso de haber ingresado con ese dinero, eso no ha sido invertido en el país o por lo menos no lo han invertido mayoritariamente. Hubiera sido un escándalo económico y financiero, se hubiera alterado la cotización del dólar».

Reconoció que Puerto Camacho, que se considera como punto de ingreso de la ruta del dinero K, es un punto «vulnerable». Dijo que eso pasa también en «los puertos deportivos», y afirmó que «es imposible cubrir toda la frontera, todo el tiempo». Y consideró que todas las fronteras en el mundo son «porosas» y «no son inviolables», lo que también pasa en Uruguay.

Edgardo Marano

Deja un comentario